Síndrome de Dolor Patelofemoral

sindrome_dolor_patelofemoral_fisioterapia

¡Hola y bienvenido a mi Blog de Fisioterapia! En esta ocasión te hablaré del Sindrome de dolor patelofermoral. ¿Necesitas una terapia? Puedes dar clic en “Necesito una terapia” ¿Buscas algo especifico? Más abajo encuentras la tabla de contenido. ⬇


¿Tienes problemas? ¡Puedo mejorar tu condición!


La rodilla está compuesta por el fémur, la tibia y la rótula. La constituyen dos articulaciones: la femorotibial y la femoropatelar. Los movimientos que permiten son flexión, extensión y una leve rotación cuando la rodilla esta flexionada.

La articulación patelofemoral o femoropatelar está compuesta por el fémur y la rótula, que está unida a los cóndilos del fémur y se desliza sobre la tróclea femoral que está constituida por un surco y dos carillas, medial y lateral. La lateral es unos milímetros más alta que la medial, lo que ayuda a la estabilidad de la rótula.

La rótula ó patela: en la rótula se inserta el tendón del cuádriceps que ayuda en el mecanismo extensor de la rodilla, mejorando la eficiencia ya que centraliza la fuerza de las cabezas del cuádriceps.

El síndrome de dolor patelofemoral también llamado rodilla de saltador, se presenta con más frecuencia en jóvenes deportistas sobre todo mujeres. Este hace referencia a un dolor en la zona anterior de la rodilla en el cual la patela presenta un movimiento anormal en el surco troclear, lo que sobrecarga los músculos extensores de la rodilla. En muchas ocasiones, se manejan solo como una condromalacia, pero ésta no es la única razón del dolor patelofemoral, existen muchas posibles causas como:

  • Idiopático
  • Psicógeno
  • Por sinovitis
  • Bursitis
  • Contractura infrapatelar
  • Artrosis
  • Fracturas
  • Traumatismo

 

Fisiopatología del Síndrome Doloroso Patelofemoral

Fisiopatológicamente podemos encontrar dos razones que explican la causa del dolor patelofemoral, estas son:

Mala alineación de la extremidad inferior (Aumento del ángulo Q)

Cuando el dolor patelofemoral ocurre por un mal alineamiento, es debido a un genu valgo (rodillas juntas), genu varo (rodillas separadas) y mala alineación de la rótula, que cambian por completo la biomecánica normal de la rodilla provocando fricción en áreas de la articulación.  La alineación de la tibia y el fémur influyen sobre la estabilidad de la rótula, al igual que la tróclea femoral, ya que en muchas ocasiones una carilla no es lo suficientemente alta para controlar la estabilidad y los desplazamientos de la rótula.

Desequilibrio muscular

El desequilibrio se da en el cuádriceps más recurrente, en el vasto medial oblicuo. Asimismo, en la mecánica normal de la rodilla influyen músculos de la cadera que pueden estar débiles como los abductores y rotadores externos, lo que genera mayor tensión sobre el cuádriceps que provoca un aumento de compresión en la articulación patelofemoral. La banda iliotibial se inserta en el retináculo lateral de la rodilla, por disfunción del glúteo medio ésta se tensiona y lateraliza la rótula.

Síntomas Del Síndrome de Dolor Patelofemoral 

sindrome femoropatelar

  • Dolor, que puede empeorar al mantener la rodilla flexionada, correr, hacer sentadillas, arrodillarse, subir y bajar escaleras o pendientes.
  • Crepitación o chasquido. “yuca”
  • Sensación de inestabilidad.
  • Déficit de la funcionalidad.

Tratamiento del Síndrome Femoropatelar 

Inicialmente cuando estás en la etapa de máximo dolor, debes estar en reposo, colocar frío y usar rodillera solo si vas a caminar largos trayectos. Lo ideal de este último, es que su uso sea solo por el tiempo en el que el dolor es intolerable al caminar.

Cuando el dolor no sea tan fuerte puedes empezar a fortalecer, más abajo te dejo los ejercicios.

Se debe realizar un fortalecimiento del cuádriceps que es el principal estabilizador de la rótula, especialmente el vasto medial oblicuo. De igual forma, se deben incluir ejercicios de flexibilidad, propiocepción y de fuerza para los músculos de la cadera.

Fortalecimiento Pierna

  1. Sentado con piernas extendidas sobre el piso y punta del pie mirando hacia usted. Coloca una pelota de plástico debajo de la rodilla y aprétala manteniendo 10 segundos y relajas. Debes hacer 3 series de 20 repeticiones o lo que puedas resistir.    
  2. Sentado en una silla con el mismo balón del ejercicio anterior colocado entre tus rodillas, debes apretarlo manteniendo la posición 10 segundos y relajas. Después, debes hacer lo mismo, pero con el balón por encima de los tobillos y rodillas extendidas.
  3. Semiacostado boca arriba y apoyado en los codos con una rodilla extendida y punta del pie mirándote, sube y baja la pierna sin doblar la rodilla. Al bajar no debes tocar el piso hasta que completes 20 repeticiones. Debes realizar 3 series.
  4. En lateral y con rodillas flexionadas, separa una rodilla de la otra manteniendo siempre los pies juntos. Realizar 3 series de 20 repeticiones.
  5. [Con banda elástica] Debes estar sentado con los pies apoyados en el piso. Coloca la banda elástica por encima de tus rodillas y luego separa y junta las rodillas sin mover los pies del piso. Si no tienes banda elástica, puedes realizarlo con el balón plástico sentado en una silla de lado contra la pared. Coloca el balón a nivel de la rodilla entre la pierna y la pared, para luego apretar manteniendo 10 segundos. Debes hacer 3 series de 20 repeticiones.
  6. Acostado boca arriba, con una banda elástica amarrada por encima de las rodillas flexionadas, pies apoyados sobre el piso y manos relajadas a los lados del cuerpo, sube la cola y separa las rodillas al mismo tiempo venciendo la resistencia de la banda elástica. Baja y repite lo mismo 10 veces.

Fortalecimiento vasto medía oblicuo (Fortalecimiento si no hay dolor)

  1. Sentado y con un pie apoyado, extiendes la rodilla afectada con la punta del pie mirando hacia afuera. Doblas la rodilla solo 30° y vuelves a extender. (Ojo: Solo debes flexionar la rodilla 30°).
  1. Realiza sentadillas. Piernas separadas un poco más que la anchura de los hombros y puntas de los pies ligeramente mirando hacia afuera. Bajas y subes manteniendo el tronco recto.
  1. Banda elástica amarrada por encima de las rodillas. Realiza una sentadilla abriendo las piernas venciendo la resistencia de la banda.

Ejercicios de Flexibilidad

  1. Acostado boca arriba con ayuda de una sábana y/o toalla grande o correa. Pásala por la planta del pie y sostén los extremos con tus manos. Luego sube la pierna sin flexionar la rodilla manteniendo la punta del pie mirándote. Debes mantener arriba 15 segundos y bajar. Es necesario realizarlo 10 veces.
  2. De pie y agarrado de una mesa o silla. La pierna en la que sientes dolor debes cruzarla por detrás de la otra. De esta forma, vas inclinando el cuerpo hacia el lado de la pierna que está atrás. Mantén la posición 15 segundos y devuelve.
  3. Acostado boca arriba, pierna sin dolor extendida y pierna comprometida flexionada. La pierna afectada debes pasarla por encima de la pierna extendida hasta tocar el piso con el pie y con ayuda de las manos a nivel de la rodilla flexionada, debes hacer una fuerza como si quisiera llevar la rodilla al piso.
  4. De pie teniéndote del espaldar de una silla o de la pared. Coloca la pierna que duele hacia atrás, la otra pierna debe permanecer adelante y en esta posición inclina el cuerpo hacia adelante flexionando la rodilla que no duele (la que está adelante). La rodilla de la pierna que está atrás debe permanecer extendida y no puede levantar el talón de la misma. Debes mantener la posición 15 segundos y relajas. Repítelo 10 veces.

Ejercicios de Propiocepción 

  1. Debes estar de pie para luego semiflexionar la rodilla comprometida mientras la sana está sin apoyo o sin tocar el piso. Mantén la posición sin ayudarse de las manos y descansa, repite lo mismo 20 veces
  2. Cuando ya sientas estabilidad en la posición anterior, pasas a hacer lo mismo, pero con el pie encima de un cojín o toalla.
  3. Después de esto y solo si no hay dolor, puedes empezar con saltos sobre las dos piernas y después saltos sobre la pierna comprometida.

¿Tienes problemas? ¡Puedo mejorar tu condición!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×